¿Qué es el surf?


El Surf es un deporte que consiste en deslizarse sobre las olas con ayuda de una tabla u otro objeto que flote y a veces sólo con el cuerpo. El surfista se sitúa de pie en una tabla hueca con forma de huso, deslizándose hacia abajo por la rompiente de una ola y utilizando el peso de su cuerpo para dirigir la tabla. Aunque es posible hacer surf con olas de 30 cm de altura, las olas con más pendiente permiten una cabalgada más rápida y excitante.

La zona meridional de California, con más de 40 playas para realizar este deporte, se ha convertido en el mayor centro de surf de olas pequeñas de Estados Unidos. El mejor lugar para la práctica de este deporte está en Hawaii, donde las olas pueden alcanzar los nueve metros. Muchas playas australianas, como Bondi, también tienen condiciones ideales. En Europa, tienen gran fama las playas de Tarifa, en España, aprovechando los vientos que se producen en el estrecho de Gibraltar.


Historia del surf

El surf se originó en Oceanía y se desarrolló en las islas Hawaii en la época en que el capitán explorador inglés James Cook las alcanzó en 1778. Las tablas de surf de aquel tiempo eran planchas largas que pesaban 68 kg o más, de forma que sólo los atletas más fuertes podían manejarlas.

Con el desarrollo de una tabla más ligera, el surf se convirtió en un deporte popular. En la década de 1930 las planchas sólidas se sustituyeron por tablas de láminas superpuestas y madera de balsa con alerones para dirigirlas. En la década de 1960 se produjo una tabla aún más ligera, con el uso de materiales nuevos como el styrofoam y la fibra de vidrio. Las tablas de surf modernas miden de 2,7 a 3,0 m de largo por 56 a 58 cm de ancho y 7,6 a 10,2 cm de espesor. Las que pesan menos de 11,3 kg son las más populares entre los jóvenes.

 


Primeros pasos para surfear

Si nunca te haz subido a una tabla, prepárate...

Aquí encontrarás los primeros consejos para lucirte




Para poder surfear una ola, primero hay que saber remar. Debes repartir bien tu peso sobre la tabla. Levantar la cabeza y colocar tus hombros a una buena distancia de la punta. Mantener tus piernas juntas y rígidas. Remar como se nada el crawl, levantando los hombros y sumergiendo la mano lejos, hacia adelante y empujando más fuerte al final de la remada.



Lo más difícil...



Llegada la ola, debes aprender a pararte. Es importante practicar sobre la arena antes y evitar así algunos buenos golpes. Debes aprender a pararte en un tiempo, con un salto, y no poniéndote de rodillas primero y luego de pie. Al levantarte, reparte tu peso sobre tus pies; y con las piernas dobladas y el busto hacia adelante mantén el equilibrio.

 

 



Pasar la Ola


Para poder entrar a donde rompen las olas, vas a tener que pasar por debajo de algunas. Debes remar hasta llegar 2 metros delante de la ola, y sin pararte, agarra los bordes delanteros de tu tabla (donde comienza la curva) y húndelos bajo el agua, empujando fuerte con los brazos. Pon una rodilla bajo la pelvis sobre la tabla, y la otra tendida. Cuando estés abajo y hallas pasado la ola, empuja sobre tu rodilla flexionada y levanta la parte delantera. Bajo este empuje saldrás del otro lado.

 



Take Off




El Take Off es la maniobra más importante. Será tu base para las siguientes. Cuando estés remando mira como va a romper la ola. Una vez que sientas que te está llevando ponte de pie en un salto. Mantén tu peso compacto en la pendiente. Ve hasta la parte baja de la ola y comienza tu giro.